NOTICIAS
 
Tienen nuevo párroco y vicario en Santiago Apóstol, Tehuipango2016-01-23 11:15:49
Xopilapa.- El Obispo de Orizaba, Eduardo Cervantes Merino, llamó a la comunidad de fieles en Tehuipango a recibir a Cristo por medio de sus sacerdotes, a cuidarlos, obedecerles y respetarlos manteniéndose unidos por la misma fe.
 

Tehuipango tiene un buen corazón, no permitan que actos violentos y alejados de la vida en Cristo los dividan, les dijo para iniciar la celebración religiosa en donde dio posesión como párroco de Santiago Apóstol al padre Juan Manuel Solórzano Bernal y vicario al padre  Ausencio Olivier Galindo.


 Estos hermanos no están solos, forman parte de un colegio, de una comunidad que se llama presbiterio, son los sacerdotes de la parroquia de Tehuipango "se los entregamos y les pedimos que los cuiden, que les obedezcan y juntos se hagan la voluntad de Dios".


El Obispo pidió a los fieles no dejarse manipular por gente de mal corazón, que sigan unidos a nuestros pastores para hacer la voluntad de Dios, les insistió. 


En su mensaje, don Eduardo Cervantes les explicó que la Iglesia no es capricho de hombres, por lo tanto, no se deja llevar por la violencia ni caprichos de unos cuantos, sino que se guía por Cristo y el Espíritu Santo en colaboración con los Obispos y sus colaboradores los sacerdotes.


La Iglesia nos manda un nuevo pastor y su vicario, Cristo que guía a la iglesia le pide, a través de su Obispo, a nuestro hermano Juan Manuel que sea el párroco de esta comunidad. Cristo, a través de su Obispo, le pide al padre Ausencio que juntos colaboren en el anuncio del Reino de Dios.


Momentos antes, los sacerdotes fueron recibidos  por las autoridades civiles de Tehuipango y más tarde se encaminaron en procesión hasta la comunidad donde miles de fieles ya los esperaban para ser testigos de la toma de posesión.


Más de cien feligreses de la parroquia de Santa Gertrudis de Orizaba se enfilaron por la mañana en una caravana de autobuses para venir a despedir a su querido párroco, Juan Manuel Solórzano, al que le trajeron mariachi, música que le agrada y mucho. 


En tanto, una veintena de sacerdotes, entre ellos los formadores del seminario diocesano, "La Sagrada Familia", también se dieron cita para acompañar al querido padre "Chencho" como cariñosamente llaman al hoy vicario.


Seminaristas, laicos y sacerdotes de los diferentes decanatos, se unieron a la celebración que por momentos era cubierta de niebla, haciendo más emotiva aún la ceremonia en donde Monseñor Eduardo Cervantes Merino explicaba a los fieles que sus sacerdotes no están solos, que vienen en nombre de Cristo y serán también quienes les enseñen a valorar y a vivir los sacramentos.


A Dios no le gusta la pobreza, la humillación ni la manipulación de que muchas veces las comunidades más pobres son objeto.


Así que estudiar, meditar, aprender y practicar el Evangelio, es la tarea para llevar una vida digna y hacer que esa dignidad humana se respete.

 

 Matilde De los Santos Parada

 Buena Noticia

















 
Ver todas las noticias
Ayúdanos a ayudar Cáritas de Orizaba es una organización sin fines de lucro que persigue permanentemente ayudar a aquellos a quienes más lo necesitan. Tu colaboración nos permite asistir a una gran cantidad de personas que viven en condiciones sumamente difíciles.
Más información
Todos los derechos reservados para la Diócesis de Orizaba